jueves, 28 de julio de 2011

Capitulo 8.

Alexia me contó, lo que le dijo Mario y fueron palabras textuales: Voy a hacerle, la vida imposible al novio de Bel, ha entrado ese tío en su vida y ahora Bel ya no me quiere, se va a enterar…
No me podía creer, lo que estaba diciendo Alexia y viendo de Mario esas palabras, me convencía cada vez mas que era un estúpido y que fui ciega, al enamorarme del, y por supuesto no iba  a permitir que nos amargara la vida a Maxi y a mí, ahora que estábamos tan bien, decidí no contarle nada a Maxi, porque sabía que esto iba a ir a peor y digamos que a Maxi no le cae muy bien Mario.
Cuando salimos de las clases, Maxi y yo fuimos juntos a casa:
-Bel ¿estas bien?... te noto rara…
-No, es que me duele la muñeca eso es todo… (No quería mirarle, porque el sabría que yo le mentía y no quería decirle nada de lo que sabía.)
-¿Seguro?
-Si, Maxi (dice un poco enfurruñada)
-¿Quieres que hagamos los deberes juntos?, nos han puesto un montón…
-Si, claro, vente a mi casa a las 18:00.
-Vale.
El ambiente de llegada a la finca fue muy áspero, ni siquiera Bel le había dado un beso, en todo el camino, Maxi sospechaba algo y lo iba a averiguar.
En el piso de Bel…
-Empezamos por Matemáticas… no se me dan muy bien (dije)
-Claro.
Tenía muchas ganas de besarle, no lo había besado en todo en camino y tampoco en toda la tarde… Lo miré a los ojos y entonces él me miró, su mirada era defraudada y triste, supongo que era porque no había mostrado ninguno cariño hacia él, sentía que lo quería cada vez más, asique decidí acercarme y darle un beso, que duro más de 15 minutos, estaba a gusto y no quería que se separase de mi ni un segundo y yo sabía que a él le paso lo mismo…
-Maxi: Esto me gusta más…
-Lo siento esta tarde no sé lo que me ha pasado…
-No pasa nada, te dije que te querría fueras y como fueras y eso no va a cambiar.
-Gracias (le volví a besar antes de que él pudiera decir nada).
Dejamos de hacer deberes y nos pusimos los dos sentados en el sofá, menos mal que mis padres no estaban en casa, estaban trabajando, porque no hubiera podido haberle besado… Me cogió de la mano y le sonreí, extrañaba su mano con la mía, estuvimos así toda la tarde, con miradas, besos, y cogidos  de la mano, con el me sentía súper feliz y no iba a perder lo que sentía por el estúpido de Mario.
-Bel, te das cuenta que hace una semanas, me decías de todo y ahora mira, estamos juntos, cogidos de la mano y besándonos, esto es lo que quería yo desde el principio, eres mi princesa y siempre lo serás.
-He de reconocer que eres bastante romántico con tus frasecitas, jajajja (después le enseñe mi sonrisa de enamorada y feliz, se dio cuenta y me abrazo)
Maxi, se fue a su casa eran las 20:30 y mis padres y mi hermana pequeña no vendrían hasta las 21:00, habían ido a visitar a mis tíos de no sé donde, yo decidí quedarme porque no estaba para eso y porque quería pasar una tarde con Maxi asolas, así que me duché y me conecte a tuenti, mientras hablaba y comentaba fotos, s eme hicieron las 21:30 me hice la cena, se ve que mis padres iban a llegar tarde y me sentía muy sola, llamé a la puerta de Maxi:
-Oye, te vienes a mi casa, a hacerme compañía es que mis padres no han llegado y me siento muy sola… ¿vienes?
-Claro (y me sonrió, cerró la puerta y vino a mi casa)
Estuvimos abrazados y puse la tele, me dormí, mientras veíamos una película “la última canción”, intentaba que Maxi no se diera cuenta de que empezaba a llorar por la peli, peor se la dio y me abrazo y me dio un beso en la frente, me quede dormida, abrazada a él, y me desperté mientras me tocaban el hombro…
-¡Mama!, (me quedé con cara asombrada…)
-Hola, hija, me podrías explicar porque estaba Maxi, aquí, y tu abrazado a él…
-Pues…pues…
-Venga, no tengo todo el día…
-Pero a qué hora has venido….
-Hemos venido a las diez y media de la noche y justamente ahora son las siete, te hemos dejado dormir en el sofá, cuando entramos en casa, os vimos a Maxi ya ti, dormidos, le dijimos a Maxi que se fuera a casa y te dejamos dormir… así que ahora explícame que hacia el aquí y porque  estabas abrazada a él…
-Pu..es… que me sentía sola y le dije que se pasara a casa y vimos un peli, la película era triste y entonces llore y me abrazo… eso es todo y como estaba muy cansada pues me dormí sin darme cuenta y por cierto ayer me hice mucho daño en la muñeca izquierda ¿contenta?...
-No del todo, ya hablaremos esta tarde cuando vengas del colegio, ves a cambiarte…